ESPECIAL: La magia de los libros antiguos despierta asombro en Buenos Aires

ARGENTINA-BUENOS AIRES-FERIA DEL LIBRO ANTIGUO

BUENOS AIRES, noviembre 7, 2018 (Xinhua) — Imagen del 7 de noviembre de 2018, de un ejemplar impreso en 1559 siendo exhibido en un estand durante la 12 Feria del Libro Antiguo, en la ciudad de Buenos Aires, capital de Argentina. Libros antiguos del siglo XV, primeras ediciones y versiones firmadas por sus autores, entre cientos de rarezas y curiosidades, son el hilo conductor de una nueva edición de la Feria del Libro Antiguo de Buenos Aires. La actividad transcurre en el Centro Cultural Kirchner (CCK), en el centro de esta capital, donde hasta el domingo próximo libreros especializados ofrecen a expertos y curiosos ejemplares destacados de la literatura nacional e internacional, en un evento organizada por la Asociación de Libreros Anticuarios de la Argentina (ALADA). (Xinhua/Martín Zabala)

BUENOS AIRES, 8 nov (Xinhua) — Libros antiguos del siglo XV, primeras ediciones y versiones firmadas por sus autores, entre cientos de rarezas y curiosidades, son el hilo conductor de una nueva edición de la Feria del Libro Antiguo de Buenos Aires.

La actividad transcurre en el Centro Cultural Kirchner (CCK), en el centro de esta capital, donde hasta el domingo próximo libreros especializados ofrecen a expertos y curiosos ejemplares destacados de la literatura nacional e internacional, en un evento organizada por la Asociación de Libreros Anticuarios de la Argentina (ALADA).

La actual edición, la número 12, es punto de encuentro para los profesionales del libro antiguo del país y del extranjero, así como para bibliófilos, coleccionistas, libreros, entusiastas y público lector en general, que recorre la muestra para introducirse en un mundo maravilloso de libros curiosos, raros, coleccionables y exquisitos.

Se pueden apreciar y adquirir libros antiguos del siglo XV hasta libros de las vanguardias artísticas y literarias de principios del siglo XX, como así también primeras ediciones y libros firmados por sus autores, grabados, mapas, fotografías antiguas y afiches entre otras piezas, siempre en soporte papel.

En diálogo con Xinhua, Javier Moscarola, representante de “Libros La Teatral”, se refirió puntualmente a una obra del año 1698 llamada “Meteorología Filosófico – Política”, del jesuita Franz Reinzer: “Este libro encierra símbolos que todavía hoy, para nosotros y para los expertos en emblemática, están ocultos. Mezclaban cuestiones que tenían que ver directamente con la meteorología y cuestiones científicas, pero también con ocultismo, con política y con sociedades secretas”.

La obra exhibida corresponde a la última parte del período barroco y tiene 83 grabados que encierran misterios todavía sin resolver por su simbología oculta.

Entre otras obras destacadas se pueden apreciar un manuscrito colonial de Buenos Aires del año 1797 que contiene una detallada información oficial sobre las contribuciones fiscales de estancias o una edición del año 1671 del Don Quijote de la Mancha, de Miguel de Cervantes Saavedra.

Elena Padín Olinik, de la librería “Helena Anticuaria”, resaltó ante Xinhua que los expositores buscan acercar “al público en general una cantidad importantísima de obras maravillosas, inhallables, curiosas, de tirada corta, libros antiguos. La gente está buscando sorprenderse, está buscando material para investigación, para lectura por solaz, por placer, pero busca sobretodo encontrarse con el librero anticuario, que está contándole de cada pieza que trae a la feria”.

“Juntamos piezas maravillosas durante meses para mostrarlas en la feria y sorprender de esta manera a los visitantes que estén concurriendo”, resumió la experta.

Consultada sobre piezas a destacar, Padín Olinik mencionó una “primera edición con sobrecubierta de (Ernest) Hemingway, de ‘Por quién doblan las campanas’, la edición de Nueva York de 1940 de la impresión A; una elegía de 1956 de (el chileno Pablo) Neruda, preciosa, la elegía ‘A una estatua de proa’, de las que solo hay 300 ejemplares firmados, y también una primera edición de ‘Rayuela’, de (el argentino-belga Julio) Cortázar, también muy espectacular. Son piezas realmente fantásticas”, celebró.

La ALADA fue fundada por un grupo de destacados libreros a mediados del siglo pasado y agrupa hoy a más de 40 libreros especializados y anticuarios quienes desde sus lugares asumen la importancia de colaborar con la conservación del patrimonio bibliográfico universal.

La edición actual cuenta con la participación de las librerías Alberto Casares; Anticuaria “Poema 20”; Aquilanti & Fernández Blanco; Galería Mar Dulce; Helena de Buenos Aires; Hilario Arte, Letras y oficios; L. Figueroa; La Librería de Ávila y Librería El Escondite.

También toman parte Libros La Teatral; Los Siete Pilares; Rayo Rojo; The Antique Book Shop; The Book Cellar & Henschel; Víctor Aizenman y Antiqvaria Durán.